Hambre de justicia

Por una vida más justa

Huelga de deberes ¿si o no?

Si eres padre o madre, seguro que estás al tanto de la huelga de deberes que han convocado la Confederación Española de Padres y Madres de Alumnos (Ceapa) para los fines de semana de Noviembre.

Esta huelga pretende concienciar al profesorado de que los deberes, en su justa medida, están bien, pero su abuso puede repercutir en un hogar y puede crear diferencias entre los diferentes alumnos.

Huelga de deberes ¿si o no?

Como padre, tendrás una idea a este respecto, pero independientemente de si estás de acuerdo o en contra de esta huelga, hay que escuchar la opinión de todas las partes para llegar a una opinión imparcial y que beneficie únicamente a los niños.

Después de décadas con deberes diarios, es en Noviembre de 2016 cuando los padres (que no los alumnos) proponen una huelga para que no se manden deberes a los alumnos. Y no todas las AMPAS apoyan esta huelga, muchas no están de acuerdo con esta iniciativa y apoyan los deberes como una forma de retener lo que se aprende en las aulas.

Más allá de los estudios sobre los efectos de los deberes escolares en los menores (se habla de estrés, agobio y presión), hay que ser consciente de la realidad. Los alumnos de secundaria pasan 5 horas en clase, y los de instituto 6, después de ese tiempo lectivo, la mayoría de ellos están apuntados a diferentes clases extraescolares (piscina, fútbol, inglés, clases particulares, tenis, etc.), que les lleva más de 1 hora al día.

Si restamos el tiempo de comida, merienda y cena, y el tiempo de hacer deberes, esto deja una cantidad muy reducida de tiempo para poder estar en familia y esparcimiento. Sobre todo los niños más pequeños, necesitan un tiempo de juego diariamente, y muchas veces resulta insuficiente debido a la cantidad de deberes que tienen.

La cantidad de deberes depende del profesor y del colegio, ya que no hay ninguno igual. Muchos padres opinan que el horario lectivo es las 5 o 6 horas que los niños están en la escuela, y que el horario no lectivo es para hacer lo que los padres o tutores crean conveniente, no para hacer el trabajo de los profesores, los deberes, que muchas veces es realizado por los padres.

En mi opinión los deberes pueden ser un refuerzo para que lo aprendido en clase no se olvide, pero siempre y cuando no lleve más de una hora su realización. Mucha cantidad de deberes, sobre todo el fin de semana, puede arruinar una excursión familiar o cualquier otro plan que los padres hayan planeado para el enriquecimiento cultural de sus hijos.

Esta huelga ya se ha realizado en Francia y en otros países europeos, pero es la primera vez que se hace en nuestro país. Veremos como se desarrolla.